Menú

    Problemas de erección a causa de los antidepresivos

    Última actualización:

    Hace unos 10 años, Myron* pasó por una grave depresión. Iba acompañada de trastornos de ansiedad, entre otras cosas. No podía dormir. Estaba intranquilo constantemente. Sus pensamientos a menudo no se correspondían con la realidad. No se levantaba de la cama. No porque no quisiera, sino porque le resultaba físicamente imposible. En otras palabras, su cuerpo no le respondía.

    Echando la vista atrás, ahora se da cuenta de que probablemente había sufrido otras depresiones antes. Pero esta en concreto fue tan grave que buscó ayuda médica. Y el primero en ayudarle fue su médico de cabecera. Este enseguida tuvo claro que los síntomas de Myron requerían una combinación de terapia conversacional y tratamiento farmacológico.

    Antidepresivos y sus efectos secundarios

    A Myron le administraron un ISRS (es decir, un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina, los ISRS frenan la (re)absorción de la serotonina). Estaba satisfecho con este antidepresivo. «De hecho, creo que si no hubiera sido por este medicamento, ahora no estaría aquí. Para mí, fue como si se volviera a encender la luz».

    Lo malo de los antidepresivos es que tienen efectos secundarios. Además, el paciente tarda un tiempo en notar los resultados. A Myron le llevó entre cuatro y seis semanas. Durante ese período, experimentó algunos efectos secundarios, pero no el efecto terapéutico del antidepresivo.

    Los efectos secundarios fueron inmediatos: Myron ganó peso. De repente, le costaba soportar el calor y el frío. Sufrió problemas gastrointestinales. Cosas que siempre le habían gustado, de repente no podía comerlas. Era muy extraño. Tuvo que buscar otras cosas que comer. Y se volvió sexualmente disfuncional. Algunos de estos efectos secundarios se pasaron, como la alteración en la percepción de la temperatura y las molestias gastrointestinales. Pero engordó un total de 25 kilos, pese a que había mantenido un peso constante toda su vida. Y, por desgracia, su disfunción eréctil también se hizo persistente.

    ¿Otra causa de los problemas de erección? Lee también la historia de Peter.

    Solución para la disfunción eréctil

    «Los primeros meses me daba un poco igual», explica Myron. «Lo único que me preocupaba era seguir vivo. La disfunción eréctil no empezó a ser un problema hasta pasado un año. Entonces me di cuenta de que aún no podía dejar de tomar la medicación. Intenté reducir el consumo durante un tiempo por consejo de mi médico. Solo para ver qué pasaba con los síntomas de la depresión. El caso es que volvieron inmediatamente. Dejarlo no era una opción. Fue entonces cuando empecé a pensar también en mi problema de erección. En aquel momento tenía cuarenta y tantos años y pensaba que era muy joven para dejar de tener relaciones sexuales. Así que quería encontrar una solución».

    El médico no le ayudó

    Sin embargo, el médico de cabecera de Myron no cooperó en absoluto.

    «Mi médico me dijo: tienes depresión, ya no puedes mantener relaciones sexuales y ¿quieres una medicina para eso? No me lo creo. El problema es de cabeza». Me recomendó seguir una terapia de pareja. Había leído que la Viagra es una excelente solución para la disfunción eréctil provocada por ISRS. Intenté hablar de esta posibilidad con el médico. Incluso llegué a imprimir informes de investigación y se los envié por correo. Pero no sirvió de nada, no lo conseguí y ahí se quedó todo».

    El descubrimiento de Dokteronline

    Pasaron unos años hasta que Myron descubrió que ya existía una vía online para conseguir medicamentos. Literalmente, lo descubrió haciendo una búsqueda en Google.

    Decidió probar algunos de los nuevos servicios en línea. Se registró y aportó su historial médico. En algunos servicios ni siquiera obtuvo respuesta. Pero el primer contacto con Dokteronline fue todo un éxito. Tras cumplimentar el cuestionario médico, el doctor valoró sus síntomas y en dos días Myron recibió una respuesta con varias opciones. Se dio cuenta de que trataban sus datos con cuidado. Como ya había investigado él mismo los pros y los contras de estas opciones, pudo elegir con conocimiento de causa.

    ¡Fue todo un alivio para él! Mientras que hasta ese momento no se había sentido escuchado en absoluto, de repente había alguien que le decía: «te entiendo bien y estas son las opciones de tratamiento».

    La experiencia de Myron con Dokteronline

    «No se trata de apretar un par de botones y que te envíen un medicamento a casa. Es un proceso serio. El contacto con Dokteronline se realiza exclusivamente por correo electrónico, por lo que no me ven. Pero sí tienen acceso a todos mis datos. Tuve que indicar mi edad, que soy un hombre, cómo estoy de salud, qué alergias tengo, etc. A continuación, firmas una serie de cláusulas de exención de responsabilidad, por ejemplo, que has rellenado todo de forma veraz. Y que sabes que te dan una medicina a partir de lo que tú mismo has rellenado. Tienes que marcar esas exenciones de responsabilidad cada vez, no desaparecen después de una receta. Gran atención.

    También te preguntan varias veces cómo te encuentras. Con cada pedido, recibirás dos o más correos electrónicos de seguimiento, para saber si estás satisfecho con lo que has recibido y si todo va bien. Asimismo, también pueden llevar un registro de si has sufrido efectos secundarios o si han desaparecido. De esta manera, da igual qué médico te atienda, porque cualquier médico puede acceder a tu historial».

    Disfunción eréctil y depresión bajo control

    Ahora Myron ya está bien. Las píldoras funcionan y puede volver a mantener relaciones sexuales cuando quiere. La depresión también está «bajo control», como dicen ellos. No ha desaparecido, y quizá nunca lo haga, pero Myron puede seguir adelante, trabajar y disfrutar de una vida social.

    «Dokteronline ofrece una vía alternativa y funciona de una manera muy profesional. Son serios, competentes y rápidos. Me parece bien que propongan varias opciones. También te dicen cuánto cuesta. Para algunas personas, esto puede influir en su elección.
    Me parece bastante caro. Eso será un problema para muchas personas. También podrían darse un poco más de publicidad para que la gente los conozca.
    Seguiré recurriendo a Dokteronline porque estoy satisfecho con cómo han ido las cosas. A mí me funciona».

    ¿Tienes también un problema masculino? Echa un vistazo aquí.

    * Nombre real conocido por los redactores

    Volver arriba