Dolor muscular y articular

Dolor muscular y articular

Dolor muscular y articular

La rigidez de los músculos y las articulaciones puede causar dolor muscular. El dolor muscular puede ser el resultado de un día de ejercicio intenso, una postura incorrecta o un esfuerzo inusual. Los músculos acumulan sustancias residuales (ácido láctico), y cuando esta acumulación llega a los nervios se manifiesta el dolor. Una solución puede ser frotarse los músculos cansados con una pomada. El efecto de la pomada suele ser la liberación de calor, que hace que los músculos recuperen flexibilidad.

 

El dolor de las articulaciones a menudo se debe al desgaste (artrosis) o a la inflamación (artritis/reumatismo). Puede tomar analgésicos para aliviarlo y recuperar la movilidad. El calor también ayuda a mantener las articulaciones flexibles. Una lámpara infrarroja emite calor que penetra profundamente en los músculos y las articulaciones. Puede comprar lámparas infrarrojas en su farmacia o parafarmacia habitual, o solicitarnos que las encarguemos por usted a una farmacia o parafarmacia registrada de la UE.

 

Parches analgésicos para el dolor muscular y articular A veces, los comprimidos o pomadas son ineficaces para aliviar el dolor muscular o articular. En ese caso puede optar por utilizar parches, por ejemplo un parche de calor. Existen diferentes formas de aliviar el dolor muscular y articular.

Ver más

Productos de la farmacia de esta categoria