Menú

Aldara

Aldara es un fármaco contra las verrugas genitales y otras afecciones de la piel. La sustancia activa, imiquimod, ayuda al sistema inmunitario del organismo a combatir el desarrollo de células cutáneas indeseadas. Este medicamento sólo se dispensa con receta.

¿Para qué se utiliza este medicamento?

Aldara se receta para tratar las verrugas genitales, una enfermedad de transmisión sexual (ETS), que se caracteriza por la aparición de verrugas en la zona genital y anal. Su aparición se debe al virus del papiloma humano (VPH) y son contagiosas. Aldara inhibe la formación de ciertas células cutáneas, acelerando la desaparición de las verrugas. También se receta para otras enfermedades de la piel, como queratosis actínicas (lesiones cutáneas causadas por el exceso de sol, reconocibles porque forman pequeñas manchas ásperas de color marrón, generalmente en la cara o el dorso de las manos) y cierto tipo de cáncer de piel (carcinoma de células basales).

¿Cómo se administra Aldara?

Lávate las manos y aplica una fina capa de pomada de imiquimod sobre la piel limpia y seca. Trata solamente las zonas afectadas, sin tocar la piel sana de alrededor. Evita que la crema entre en contacto con los ojos, la boca o la nariz, y no apliques el producto sobre una piel con heridas. Vuelve a lavarte bien las manos después de la aplicación. Deja actuar la crema de 6 a 10 horas, sin lavar la piel durante ese tiempo. Transcurrido ese tiempo, lava la zona de piel donde se haya aplicado el tratamiento con jabón suave y agua tibia. La pomada Aldara viene envasada en sobres de un solo uso. Tira el sobre usado después de la aplicación, aunque queden restos de crema.

Advertencia: los componentes de Aldara pueden dañar los preservativos y los diafragmas. Retira la crema antes de tener relaciones sexuales si utilizas esos métodos anticonceptivos.

Dosificación

Salvo que el médico prescriba otra cosa, la dosificación recomendada para el tratamiento de las verrugas genitales es la siguiente:

  • Adultos: aplicar una pequeña cantidad de pomada de imiquimod sobre las verrugas una vez al día, tres veces por semana, en días alternos (por ejemplo: lunes, miércoles y viernes).

Seguir utilizando Aldara hasta que desaparezcan las verrugas, sin exceder las 16 semanas seguidas.

Para tratar otras enfermedades cutáneas se requiere una dosis diferente. Lee el prospecto antes de utilizar este medicamento.

Efectos adversos

Durante el tratamiento con la pomada Aldara pueden presentarse algunos efectos adversos, como:

  • Picor o escozor en las zonas tratadas después de aplicar la crema;
  • Enrojecimiento, descamación o hinchazón de la piel; Heridas o costras en las zonas tratadas;
  • Manchas claras en la piel, a veces permanentes.

Si experimentas muchas molestias debido a estas u otras reacciones, consulta a un médico. Lee el prospecto para conocer todos los posibles efectos secundarios.

¿Cuándo no debe utilizarse este medicamento?

Aldara no es un medicamento indicado para todas las personas. No lo utilices si:

  • Eres hipersensible al imiquimod o a alguno de los excipientes que contiene.

Consulta a un médico sobre el uso de este medicamento si padeces alguna enfermedad inmunológica. En el prospecto encontrarás más información sobre las contraindicaciones y otras advertencias.

Embarazo / capacidad de conducción / alcohol

No utilices Aldara durante el embarazo o la lactancia salvo que te lo recomiende un médico.

No existen contraindicaciones para la conducción o el consumo de alcohol.

Folleto Paciente
Volver arriba